*빈티지 살롱 [ IZASKUN CHINCHILLA ] AUDITORIO FORTUNY

Casa Decor se ubica este año en un inmueble con una fuerte tipología novecentista, propio de los primeros años del s.XX, de cuando data su construcción. Su ubicación le confiere un encanto único. El Barrio de los Jerónimos, desarrollado en la segunda mitas del siglo XIX, tiene el privilegio de albergar en sus calles el Museo del Prado, la Bolsa, el Palacio de Comunicaciones, el Jardín Botánico, la iglesia de los Jerónimos, el Museo de Antropología, el Observatorio astronómico Nacional, el Parque del Buen Retiro, Cuartel General de la Armada, el Casón del Buen Retiro, la Real Academia de la Lengua, el Monumento a los Caídos por España y El Hotel Ritz.


El auditorio adopta como elementos de inspiración algunos de los que fueron propios en las últimas décadas del siglo XIX, cuando se construyeron y las calles y la mayoría de los edificios del barrio. También trata de celebrar y rendir homenaje a la presencia del más ilustre de sus vecinos: el Museo del Prado. La pintura de Mariano Fortuny, uno de los grandes autores del XIX que el Museo alberga, ha influido en la selección de materiales y la concepción del espacio. En concreto, nos hemos fijado en una serie de cuadros que dedicó a representar la Alhambra. En ellos, su bella y esbelta arquitectura, se ve invadida por vegetación, por personas que duermen desordenadamente en el suelo, por techumbres improvisadas que protegen del sol e incluso por alguna colada secándose. En la misma serie, y en varios de los cuadros que Fortuny pintó en Marruecos, se muestran estancias semi provisionales, construidas con telas, en entornos parcialmente ruinosos, que parece fueron en su momento esplendorosos palacios nazaríes o medinas. El interés por los tejidos se evidenciaba dentro y fuera de los cuadros, rodeaba a Fortuny en los espacios que habitaba, y en los que trabajaba. Cuando Cecilia Madrazo, su esposa, tuvo que desmontar el estudio de Roma por la muerte temprana del autor, trato de subastar con éxito parcial una extensa colección de telas orientales que rodeaban al pintor allí donde tratara de inspirarse. Esa misma colección inspiraría años después a Mariano, hijo del matrimonio, en la creación de los vestidos Delphos y el primer sistema de plegado de telas.



from divisare

Designed by CMSFactory.NET